Es el lugar ideal para pasar un día o varios, visitando lugares con historia.  Disfrutando de la hospitalidad y buena gastronomía del pueblo.

San Antonio de Areco es uno tradicional pueblo de la Provincia de Buenos Aires, donde se conjugan la historia de la pampa húmeda y con la actualidad del campo Argentino. 

Posee casas coloniales, calles adoquinadas, estrechas veredas y rodeada de estancias tradicionales. A tan sólo 113 km de la ciudad de Buenos Aires.

Es muy lindo visitar el Parque Criollo y Museo Gauchesco “Ricardo Güiraldes”, la Iglesia de San Antonio, la pulpería “La Blanqueada”, el Puente Viejo (todos ellos Monumentos Históricos Nacionales) y su casco histórico. La amplia zona ribereña, el Parque San Martín, el Museo de la Ciudad, las iglesias de San Antonio de Padua, y de San Patricio, el casco histórico, las plazas Arellano, Belgrano y Gómez entre otros. y todo se puede descubrir caminando.

Muy cerca se encuentran los pueblos rurales de Villa Lía, Vagues y Duggan.